4 consejos para ganar dinero (de verdad) siendo maestro y no morir en el intento.

Es bien sabido que ser maestro no es nada sencillo. Requiere mucha dedicación, paciencia y manejo de la frustración. Sin tomar en cuenta que es bastante mal pagado en muchas ocasiones. Pero ojo, que nada de esto te desanime. Sobre todo lo último. Sí hay forma de hacer de tu conocimiento, un negocio redituable.






  1. Tarifa: Plantea una tarifa mínima por hora para tu servicios. De esta manera podrás descartar facilmente a quienes pretenden contratarte por un precio menor de lo racionalmente posible para que valga la pena. Es decir, un precio regular mínimo por hora de clase puede ser 100 pesos la hora (por ejemplo). Tú harás tus cuentas y verás que tan viable es o no dedicar una hora de tu tiempo por esa cantidad; tomando cuenta traslado (si es que es presencial), tiempo de traslado, material, etc. Si tienes 5 horas de clase al día, ganarías 500 pesos al día, por 5 días a la semana, serían 2,500 pesos a la semana, que al mes serían 10,000MXN mensuales. Nada mal para trabajar un turno de sólo 5 horas.

  2. Tiempo: Es importantísimo el manejo de tus tiempos, pues tus horas se traducen en dinero ganado o perdido. Agenda tus horarios.

  3. Reposición de clases: Reponer una clase que haya sido cancelada repentinamente por algún alumno, te hará tener una pérdida considerable. Es decir, si tu cobras 100 pesos la hora, y das una clase presencial de 2 horas, significa que tú ya has gastado tu gasolina o taxi, o camión, o lo que sea en la primer ida y vuelta. Quizás sean 80 pesos de traslado (siendo optimistas). Eso significa que de los 200 pesos que te iba a significar esa clase, de los cuáles ibas a ganar 120 si la clase hubiera sido en tiempo y forma, y la tienes que reponer, vas a tener que gastar otros 80 pesos en sólo llegar a dar la clase otro día, es decir, habrás gastado 160 de los 200 pesos que ibas a ganar en esa clase. Habrás dado 2 horas de clase por 40 pesos. Te sugerimos no dar reposición de clases y explicarlo desde el inicio a los alumnos.

  4. Dispersión laboral: una de las ventajas (o no, dependiendo) de ser maestro es que te pagan por hora. Eso significa que tienes varias horas del día para generar dinero. Te recomendamos no trabajar para una sola escuela, pues ellos al darte un "sueldo fijo" reducirán tu tarifa por hora, y aunque la cantidad del "sueldo fijo" sea aparentemente tentadora, al hacer números, probablemente te darás cuenta que estás ganando menos por hora , y estás trabajando más horas. Pero la solución a esto, es (redobles dramáticos) buscar trabajar en al menos 2 escuelas. Toma en cuenta tus tiempos de traslado , pues ello también significa dinero. Te sugerimos que como máximo tomes 4 horas por escuela. Y mínimo 2.


27 visualizaciones0 comentarios